Roberto carro

Todo comenzó como un sueño​

Donde todo comenzó

Nuestro fundador, Roberto Carro
1950-2020

La Estancia forma parte de una Finca de Viñedos, con variedad de Torrontés en parrales, Malbec y Reserva Malbec. 

Detrás, nos encontramos con el Rio Santa María, un verdadero rio de arena, que a diferencia de los ríos de Sudamérica, corre zigzagueante de Sur a Norte, todo enmarcado de majestuosos cerros en su cercanía. Es un oasis en medio del rio de arena que corre con el viento en esa parte de la geografía Tucumana. Un lugar maravilloso para descansar, disfrutar y tomar un buen vino acompañado de la cocina típica del Norte.

En el año 2002, Roberto Carro un soñador inspirado en su deseo de instalar algo por el valle, compró estas 30 hectáreas con algunos viñedos: 2 hectáreas y medias ya implantadas de viñedo de variedad Torrontés en sistema de parral; contando con un pozo de agua. Plantó 4 hectáreas de Malbec con un sistema de espalderos e instaló un sistema de riego por goteo. El hecho de tener pozo propio no habilita a desperdiciarla porque en esta zona sin agua no crece nada y con agua, crece todo. Son 6 hectáreas y media de cultivos que generan 22.500 botellas que pasan por tanques y barricas de roble.

En esta zona la amplitud térmica favorece, muy cálido de día, lo que permite acelerar el proceso de maduración de la uva y muy frio de noche, lo que hace que ese proceso se detenga. Es justamente la condición necesaria para que los viñedos produzcan uvas potenciadas para hacer buenos vinos. Este sol radiante que esta desde las ocho de la mañana hasta las siete u ocho de la noche, permite que, conjuntamente con nuestras tierras arenosas nos dé un clima muy cálido.

Lo bueno del valle calchaquí para la elaboración de vinos es la altura. Estamos a 1800 metros sobre el nivel del mar.

Como un especial, tenemos un Rio de Arena Reserva Malbec, hecho a fermentación lenta con maceración prolongada para poder extraer lo máximo de la uva así como los sabores y descriptores de ella.

Se deja añejando en tanque 8 meses para luego llevarlo a barricas de roble francés y americano durante 24 meses. En Sabores se puede percibir la fruta bien madura, frutos rojos y negros mezclados con aromas a chocolate y pan tostado provenientes de la barrica, lo que le da una estructura y sabor diferente a nuestros vinos. Es la gran gran novedad que nos dejó nuestro querido Roberto Carro. Actualmente, sus hijas Josefina y Bárbara Carro llevan adelante este emprendimiento que cuenta con el apoyo de la enóloga Tania Hoy.
Se reciben visitas, se ofrecen degustaciones y hospedaje.

¿Qué espera para sentir la experiencia?

Reserve su habitación ahora mismo y comience su increíble aventura llena de descubrimientos y experiencias son Río de Arena.

Reservar